6 Medidas que deben tomar quienes tienen padres mayores

Nadie escapa del paso del tiempo y, eventualmente, todos envejecemos. Así también lo hacen neustros padres. Entonces llega un momento en la vida en que quizás es mejor traerlos a vivir con nosotros.

Tomar esta decisión no es fácil y definitivamente modifica nuestro día a día. Sin embargo, muchas veces es la única opción. Y es que si alguno de nuestros padres no puede valerse por si mismo, ¿Cómo haría para manejarse sólo todos los días?

Consejos al momento de asistir a nuestros padres adultos

Por otro lado, existe una creencia global de que los geriátricos no son un lugar ideal para llevar a nuestros padres. Y es que una persona puede llegar a sentirse muy sola estando ahí, sin su familia.

Si este es tu caso deberías tener en cuenta las recomedaciones que te compartimos para cuando estás al cuidado de tus padres. 

1. Un entorno apropiado

Resulta fundamental que una persona mayor cuente con un entorno adecuado. Son muchos los ancianos que dependen de equipamento especial como puede ser una silla de ruedas o incluso barandas en distintos lugares para poder agarrárse.

Contar con este tipo de cosas hará que tu padre, o madre, se sienta realmente cómodo/a en tu casa y cuente con cierta independencia. 

2. Responsabilidades

También es importante que una persona mayor siempre se sienta útil. Por eso es bueno darle una responsabilidad a tu madre o padre, aunque sea trivial. 

Sentirse útil y querido, realizar una actividad por más pequeña que sea, hace que un anciano no se sienta deprimido y sin ánimos.

3. Estar atento a la salud

Las personas mayores son, en cierto modo, como los niños pequeños. Es importante seguir de cerca el estado de salud de los mismos e involucrarse acompañándolos al médico y teniendo en cuenta todas sus necesidades.

Además, puede que una persona anciana no se de cuenta de que algo en su salud está ocurriendo y es por eso que tú debes estar atento a ello.

4. Ayúdalo cada vez que lo necesite

Cuando estamos al cuidado de una persona mayor es fundamental estar presente cada vez que necesite asistencia.

Que tu padre o madre sepa que cualquier cosa que pase tú estarás ahí para ayudarlo repercute positivamente sobre su salud y su estado de ánimo. Además los hace sentirse queridos.

5. Comparte actividades

Y sea ir a pasear, al parque o simplemente compartir una comida, es importante incluir a nuestros padres mayores en actividades conjuntas. 

Verse rodeados de gente más joven con la cual compartir charlas y demás les hará sentirse mejor consigo mismos y levantará su ánimo.

6. Busca asistencia

Si sientes que el cuidado de tus padres es simplemente demasiado para ti no dudes en conseguir ayuda.

Puede que debido a sus necesidades o también tus propias obligaciones la situación de cuidarlos te sobrepase. Esta es una clara señal de que debes contratar a alguien para que te ayude en la tarea de asistirlos y atenderlos.

Comments

comments

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*